“…Haciendo nuestro mundo más humano, conectando la vida de las personas”: por Sara Casado Figueredo

Y cuánta razón.

La primera vez que leí esta frase me pareció realmente acertada pues me hizo recordar varias cosas…

Recordé la llamada reglamentaria con mi madre a las 8 de la mañana, con la que conseguimos mantenernos al día aunque pasen semanas sin vernos.

Recordé también las videollamadas con mi familia cuando estaba de Erasmus y las videollamadas que años después sigo haciendo con mis amigos del Erasmus a los que acabé llamando familia.

También me hizo recordar al grupo de whatsapp con mis amigas de toda la vida, en el que nos contamos diariamente cosas insignificantes que consiguen mantenernos unidas aunque vivamos en diferentes ciudades de España.

Y así un largo etcétera.

Todos esos recuerdos, en los que la tecnología es la vía para poder mantener relaciones personales, me hacían tener claro la segunda parte de la frase, pues constantemente conecto mi vida con la de las personas que más quiero y que no tengo la oportunidad de ver muy a menudo.

Sin embargo, ha tenido que declararse una pandemia mundial para hacerme comprender el significado de la primera parte de la frase…

Tenemos interiorizado en nuestro día a día un avance tecnológico brutal, para nosotros es normal llamar por teléfono, chatear e incluso tener reuniones simultáneamente con varias personas de diferentes partes del mundo. Al llegar a casa puede haberla limpiado un robot aspirador y al tumbarnos en el sofá podemos pedirle a Alexa que nos ponga una película de acción y nos diga el tiempo que va a hacer mañana.

Esa es la parte de la tecnología que te hace la vida más cómoda, que elimina la distancia y te permite no perder el tiempo con tareas que antes eran impensables. De hecho, hoy en día ya es parte de nosotros.

Pero entonces… ¿qué narices es exactamente lo que hace al mundo más humano?

Pues bien, como he empezado diciendo, en mi caso particular ha sido en medio de una pandemia mundial cuando he podido comprender cómo la tecnología saca el lado más humano de las personas y, como no, os lo voy a contar. Fue en el momento en el que descubrí que la Residencia de Mayores donde vive mi abuela (para quién llamar desde un teléfono móvil es un mundo) se había abierto un usuario de Facebook para que las familias puedan ver diariamente a sus seres queridos durante la cuarentena.

Esto para mi es una pasada, no por el mero hecho de que tengan un perfil en facebook, es UNA PASADA (en negrita, mayúsculas y subrayado) porque te toca el corazón, porque hacen directos prácticamente todos los días, porque lanzan mini-retos y si les envías tu video haciéndolo luego lo ponen en la tele de la sala común y así tu abuela puede verte haciendo el panoli por ella, porque un día les puedes ver haciendo manualidades y al día siguiente ves “el antes y el después” de la visita del peluquero a la residencia, porque han llegado al nivel de subir videos parodiando las noticias de El mundo today y desde entonces les sacan hasta en la tele!

Ver video:

Por todo esto, en la situación que todos estamos viviendo y sufriendo, que te hagan sentir un poco más cerca es UNA PASADA.

Sin más, esta es mi pequeña historia sobre lo que para mí significa hacer nuestro mundo más humano, conectando la vida de las personas.

Os invito a pensar qué os hace sacar a cada uno de vosotros sacando vuestro lado más humano con respecto a la tecnología y, si os apetece, escribirlo en los comentarios! 😊

PD: Para quién tenga curiosidad, el perfil de Facebook es Residencia Los San Pedros, merece muuuucho la pena!

Esta entrada tiene 4 comentarios

  1. Muy bien Sara. Que bonita historia. En un mundo cada vez más tan “mecanizado”, es fundamental hacer esta reflexión y tener en cuenta que la vida, ah… la vida, es un viaje corto. Y por supuesto que tu abuela siga bien y feliz.

  2. Sara! Me ha encantado, voy a buscar ese facebook y seguro que me hago tan fan de tu abuela como lo soy de ti!!!! Eres una persona maravillosa, gracias por dejarme disfrutar de un pedacito de ti!!!! A mí me encanta esa frase y me representa absolutamente y me siento muy orgullosa de trabajar en una empresa que la lleva por bandera…porque siento que es realidad, siento que el poder comunicarnos de esta manera con personas que tenemos lejos, el cantarle el cumpleaños feliz desde tres casas diferentes todos a la vez a mi hijo y abrir con sus abuelo online los regalos, es humanizar la tecnología. Gracias por el post!!!!

  3. Lo que es una pasada es cómo al leerte nos dejas sentir, a lo mejor sin darte cuenta del todo, el enorme cariño que tienes a tu abuela. Toda desgracia tiene un punto positivo, y esta terrible pandemia nos está haciendo más humanos. Ojalá toda esa solidaridad y ese amor se mantenga. Gracias, Sara, por mostrarlo desde un prisma, además, tan corporativo.

  4. muy emotivo, compartir es parte de esa humanidad. Gracias

Deja una respuesta

Cerrar menú

En esta web se utilizan cookies para garantizar el correcto funcionamiento de la misma. Si continúa navegando, entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.